¿Te despidieron?

Aquí aprenderás que hacer ante un despido injustificado para que recibas lo que te corresponde.

Respira hondo y no te preocupes. Si necesitas ayuda nosotros te acompañamos.

¡Antes que nada!

#NoFirmes

Lo primero y más importante es que no firmes nada. Es posible que tu patrón te presione para que firmes una renuncia o algún otro documento. Pero no te preocupes, ¡no te puede obligar a firmar nada!

¡No lo hagas!

Puedes perder el derecho a recibir tu indemnización.

¡Mantén la Calma!

Lo primero es mantener la calma. Ser despedido puede ser una experiencia muy estresante, pero es importante que no tomes decisiones precipitadas o desesperadas. Respira profundamente y evalúa la situación con claridad.

Ser despedido puede ser una experiencia muy estresante, pero es importante que no tomes decisiones precipitadas o desesperadas. Respira profundamente y evalúa la situación con claridad.

Si en ese momento tu patrón te presiona para firmar algún documento no lo hagas y dile que lo vas a pensar. Si te dicen que no te deben pagar nada o que si no aceptas ahorita la oferta se retira de la mesa, no hagas caso y diles que no vas a aceptar nada sin antes haberlo consultado.

Es muy probable que a partir de ese momento te pidan que te retires de la empresa. Hazlo con calma y entrega las herramientas de trabajo que tengas en tu poder. Evita confrontaciones y retírate tranquilamente sabiendo que nosotros estamos para ayudarte durante el proceso.

¿Cuánto te toca?

Si te despidieron injustificadamente te toca recibir una indemnización más todas las prestaciones que tienes derecho por ley y por contrato..

Es probable que tu patrón o empresa te presionen porque no te quieren pagar esto, ¡No te dejes!

La indemnización en caso de despido injustificado consiste en:

  1. Tres meses de salario por concepto de indemnización constitucional.
  2. Prima de antigüedad (por cada año se pagan 12 días de salario topado al doble del salario mínimo en caso de que ganes más que eso).
  3. Partes proporcionales de aguinaldo, vacaciones y prima vacacional y prestaciones vigentes que no te hayan cubierto (bonos, premios, fondo de ahorro, etc.).
  4. En algunos casos se puede reclamar también el pago de 20 días de salario por cada año trabajado.

Por ejemplo:

Si ganabas un salario mensual de $15,000 pesos y tenías 5 años de antigüedad, la indemnización que deberías recibir sería:

  • 3 meses de salario: $45,000
  • 20 días x 5 años = 100 días de salario: $41,667
  • Prima de antigüedad de 12 días de salario (topado al doble del salario mínimo) por cada año trabajado = $497.86 x 12 días x 5 años: $ 29,871.6

 

Total: $ 116,538.60 más prestaciones

Escríbenos y te ayudamos a calcular cuánto te toca

Solicita una explicación por escrito

Pide a tu empleador una carta de despido que explique las razones de tu despido. Esto será útil para cualquier reclamación que desees hacer más adelante. Es probable que no te la den, pero no se pierde nada con intentarlo.

Consejo: Si tienes la sospecha que tu patrón te va a correr, antes de que ocurra pídele una constancia laboral con la excusa que lo necesitas para un trámite del gobierno o banco.

Revisa tu contrato y documentos laborales

Es importante que juntes toda la información y documentos que tengas de tu trabajo: tu contrato de trabajo, recibos de nómina o salario, premios, alta del seguro social, permisos, cartas, certificados, correos electrónicos, reconocimientos, publicaciones o cualquier documento que sirva para comprobar tu situación laboral (no deseches nada, deja que los abogados decidan si sirve o no).

Si el motivo del despido tiene que ver con discriminación, violencia o acoso, asegura todas las pruebas que tengas mientras sigues trabajando: grabaciones, mensajes de WhatsApp, correos, testimonios de compañeros de trabajo o cualquier otro que tengas. Cuidado con la información que esté en el celular o computadora del trabajo, asegúrate de respaldar esta evidencia inmediatamente antes de que te las pidan de regreso.

Si estas un poco perdido con esto, no te preocupes, nosotros te guiamos.

Contacta un abogado laboral

Un abogado laboral puede ofrecerte asesoría específica sobre tu caso. Te ayudará a entender tus derechos y los pasos a seguir para reclamar lo que te corresponde.

En Licenciado Chambeador contamos con un equipo de abogados laborales con experiencia que está aquí para apoyarte y acompañarte durante todo el proceso hasta que recibas lo que te corresponde:

Indemnización, prima de antigüedad, aguinaldo, vacaciones y prima vacacional y demás prestaciones que no te hayan cubierto.

Solicita asesoría

…ya me corrieron, ¿ahora qué sigue?

Si consideras que tu despido fue injustificado o tu patrón violó la ley y decides hacer un autodespido, tienes derecho a presentar una demanda siguiendo este proceso.

Primera etapa

Conciliación

Antes de iniciar cualquier proceso legal, hay que pasar por el Centro de Conciliación y citar a tu patrón a una mesa de diálogo. A veces, una conversación abierta puede resolver el conflicto sin necesidad de ir a juicio. En esta etapa puedes arreglar el problema de forma rápida y menos estresante para ambas partes. Te recomendamos no acudir sin un abogado que te ayude a conocer cuánto tienes derecho a reclamar, qué tan conveniente es arreglar el problema y cómo negociar contra tu patrón.

Acuérdate que una conciliación es un estira y afloje – en la que ambas partes deben ceder. Lo importante es que estés de acuerdo con la propuesta económica que te ponen en la mesa y que vaya de acuerdo con la recomendación de tu abogado. Si no estás de acuerdo, no te preocupes, no tienes obligación de aceptar nada y todo lo puedes consultar con tu abogado. Recuerda informarte antes de tomar una decisión.

Es muy importante que no faltes a tu cita conciliatoria, de lo contrario no podrás presentar una demanda laboral.

Es obligatorio para ambas partes asistir a la cita. Si el trabajador interesado no va, la queja será archivada y tendrás que pedir otra. Pero el reloj está corriendo, la ley dice que solo tienes 2 meses para demandar. Si tu patrón no va, aparte de que recibirá una multa de 50 a 100 UMA’s (entre $5,000 a $10,000 pesos) o no se logra un arreglo conciliatorio, el Centro te entregará un Constancia de No Conciliación con la que podrás presentar tu demanda.

Para las personas que son víctimas de acoso, hostigamiento, discriminación, violencia laboral o en casos de trabajo infantil la etapa de conciliación no es obligatoria.

Segunda etapa

Demanda laboral

Para presentar tu demanda es requisito asesorarte con un abogado especializado en derecho laboral. Antes de contratarlo asegúrate que te explique la estrategia a seguir (pregunta todo que quieras hasta que te quede claro), el monto total a reclamar en la demanda, cuál es su recomendación para conciliar la demanda en caso de que el patrón esté interesado y el monto de sus honorarios.

Durante la redacción de la demanda es muy importante que le entregues a tu abogado toda la información y documentos que tengas para que pueda utilizarlos como prueba. Mientras más detalles tengas sobre el día y hora del despido, los nombres de las personas que estuvieron presentes, los nombres de la empresa y el grupo al que pertenece, etc. será mucho mejor para tu caso.

¡OJO con los abogados gandallas! Es muy importante que cuando tu abogado presente la demanda, le pidas que te comparta el número de expediente y el juzgado en el que está. Después te tiene que mantener informado sobre las fechas importantes de tu juicio, como las audiencias y las fechas de desahogos de pruebas. Siempre pídele una copia de todas las actas del expediente, es importante que tengas información sobre tu juicio en caso de que tu abogado se desaparezca o te quiera pedir más dinero del acordado.

Considera que los juicios tienen muchas etapas y puede durar entre 6 meses y 1 año. Pero tranquilo, si el patrón pierde, aparte de la indemnización constitucional a la que tienes derecho, lo van a condenar al pago de salarios caídos desde el día del despido hasta el día que cumpla con la sentencia (por un máximo de 1 año).

Si fuiste víctima de acoso, hostigamiento, discriminación o violencia laboral intenta prepararte antes de llegar a juicio y conseguir toda la evidencia que puedas como grabaciones, mensajes de texto o WhatsApp, correos o testimonios de colegas u otras víctimas. Estos asuntos se consideran especialmente graves, pero es necesario probar las acusaciones.

Conoce tus derechos

Familiarízate con la Ley Federal del Trabajo en México. Esta ley protege tus derechos como trabajador y te proporcionará la base legal para cualquier reclamación que decidas hacer.

Recuerda seguirnos en nuestras redes sociales donde constantemente estamos compartiendo contenido que habla sobre los derechos laborales y cómo puedes hacerlos valer.

Busca nuevas oportunidades

Mientras tu caso se resuelve, sigue buscando nuevas oportunidades laborales. Mantén una actitud positiva y utiliza tus redes de contacto para encontrar trabajo. Aprovecha este tiempo para actualizar tu currículum y adquirir nuevas habilidades. Y recuerda, es ilegal que te pongan en una lista negra por haber demandado a tu patrón. Deja que el proceso fluya y confía en el trabajo de tus abogados.

No te desanimes

Recuerda que este es solo un obstáculo temporal, la vida sigue. Con la actitud correcta y el apoyo adecuado, podrás superarlo y encontrar nuevas oportunidades que se adapten a tus habilidades y necesidades.

¿Necesitas ayuda legal?

No estás solo en esto. Licenciado Chambeador está aquí para brindarte la asesoría legal que necesitas para defender tus derechos laborales. ¡Rellena el formulario o escríbenos por WhatsApp y nos pondremos en contacto contigo lo antes posible!

Enviar Whatsapp